miércoles, 4 de febrero de 2015

El alcalde vuelve a impedir el debate de una moción de urgencia en el pleno de febrero.

En su línea habitual, el alcalde Álvaro Dávila ha emitido en el día de ayer un decreto para impedir que se debatiera la moción presentada con carácter de urgencia por Sí se puede, en la que pedíamos medidas urgentes para reparar y asegurar las condiciones en las que se encuentran los aparcamientos y la calle de acceso desde los mismos al centro de salud de Tacoronte.

Una vez más, el alcalde sustrae al debate una moción, argumentando de manera absurda la necesidad de contar con un informe que le indique si este tema es competencia municipal plenaria o no. 

Increible y lamentable es la actitud de Dávila, que de esta manera impide que se pueda aprobar la dotación urgente para reparar una calle que actualmente está en pésimas condiciones de seguridad.

Que cada ciudadano y ciudadana de Tacoronte saque sus propias conclusiones.


No hay comentarios:

Publicar un comentario